PRETEMPORADA : EMPIEZA A TOPE

Estamos en el inicio del primer periodo preparativo para muchos equipos, comúnmente llamado pretemporada. La mayoría de deportes colectivos arrancan de nuevo tras el periodo de transición más largo del año, después de finalizar la anterior temporada. Son muchos los deportistas que vuelven a la acción tras varias semanas, o meses, de inactividad, y éste puede ser un periodo crucial para empezar la competición con buen pie.

ANTICIPATE Y AVENTAJA A LOS DEMAS

Los largos periodos de inactividad reducen significativamente nuestra preparación físico-técnica hacia el deporte que practicamos. Intenta no abandonar drásticamente la actividad física durante las semanas de transición antes de iniciar la pretemporada. Partirás con clara ventaja sobre aquellos que hayan adoptado una actitud sedentaria. Si debes ganarte el sitio tras fichar por otro equipo puede resultar un factor clave para poder explotar tus cualidades sin verte mermado por las cargas de entrenamiento, pudiéndote adaptar a ellas con mayor facilidad que los demás.

Eso si, cuidado con el volumen de trabajo, tu cuerpo también necesita bajar el pistón tras una larga temporada. Actúa en consecuencia dependiendo de cómo hayas terminado la competición. Si tus piernas han acumulado muchos minutos de juego necesitan mayor descanso, en caso de, por ejemplo, no haber competido por alguna lesión, tienes motivos más que suficientes para empezar a prepararte antes que el resto.

ENTRENA CON ESPECIFICIDAD Y TRANSFERENCIAS POSITIVAS

El principio de especificidad indica que debemos entrenar nuestras cualidades físicas de forma concreta hacia la competición del deporte que practicamos. Cada actividad física reúne unas características diferentes y realizar un entrenamiento específico puede generar una mayor transferencia positiva. Vamos a adentrarnos un poco en los diferentes tipos de especificidad.

  • Especificidad a nivel metabólico: Cada deporte puede activar de forma diferente nuestros sistemas energéticos, ya sea respecto al VO2máx o hacia otras variables.
  • Especificidad a nivel biomecánico: El gesto deportivo predominante implica grupos musculares distintos en cada caso, así como diferentes tipos y velocidades de contracción de tus fibras musculares.
  • Especificidad según el contexto: Los factores externos fuera del propio entrenamiento pueden influenciar enormemente nuestro rendimiento. El entorno, las condiciones ambientales, el material con el que practicamos o el estrés psicológico juegan también un papel muy importante dentro del entrenamiento.

Nuestro objetivo es tratar de generar transferencias positivas teniendo en cuenta los diferentes tipos de especificidades. La transferencia positiva es aquello que podemos extrapolar de un ejercicio para mejorar nuestro rendimiento en otro, en este caso  alrededor del deporte que practiques.

Por ejemplo, la natación, el ciclismo o el running pueden realizar transferencias positivas entre sí, siempre y cuando trabajemos a la misma intensidad metabólica, factor imprescindible. De nada nos serviría poner a Michael Phelps a correr durante dos horas seguidas cada día, estaríamos ante un caso de transferencia negativa.

Intenta implicar aquellas fibras musculares que más utilices, con el tipo y velocidad de contracción necesarios a nivel de competición. Una rotación de tronco en polea media o puede, por ejemplo, ayudarte a mejorar el golpeo a dos manos en tenis. Practica también los gestos técnicos más comunes y trabájalos en diferentes situaciones para generar transferencias positivas, sobretodo a nivel nervioso y de unidades motoras.

pretemporada trx

SOBRECARGAS, OJO A LAS LESIONES

Ante la vuelta al trabajo en pretemporada a menudo nos sobrecargamos con el volumen de entrenamiento. Cuida la planificación (si está en tus manos) y recupérate lo suficiente para seguir entrenando en condiciones. En caso contrario puede concurrir fácilmente en lesiones o roturas musculares que pueden echar por tierra este periodo preparativo, afectando posteriormente a tu preparación respecto a los macrociclos, mesociclos o microciclos en los que se encuentre el grupo.

Ganarte el puesto a veces te empuja a forzar la máquina, intenta ser listo y  gestionar bien la situación para conseguir el equilibrio entre trabajo y rendimiento.

Completa una buena pretemporada, empieza con confianza y tendrás colocada la primera piedra del éxito.

Anuncios

Comenta y participa!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s